Especialistes Mac-Windows

El Windows XP va para largo

Microsoft ha cedido a las peticiones de sus clientes y ha decidido, finalmente, ofrecer soporte para Windows XP, con actualizaciones y parches de seguridad, hasta el 2014.

Sin embargo, resultará difícil encontrar copias, porque Microsoft dejará de licenciar a los fabricantes de ordenadores, por lo que encontráis el Windows Vista preinstalado en todos los ordenadores portátiles que adquirís.

Windows Vista no es una opción, y menos ante la llegada en el 2009 del nuevo Windows 7. Un sistema que deberá pasar también un periodo de adaptación, como todos sus antepasados ​​que no han tenido estabilidad hasta aproximadamente al cabo de un año de su salida al mercado, después de haber usado a los usuarios como conejillos de indias …

Todo esto viene impulsado por la decisión de los fabricantes de ordenadores de ofrecer discos para bajar de Windows Vista a XP, incluso consentidas y legalizadas por Microsoft en las versiones Business y Ultimate de Vista. De esta manera, el usuario actual de Windows XP no llegará a probar el Windows Vista y acabará saltando directamente a Windows 7.